Movilidad y masaje para pies

Si tienes fascitis plantar, sobrecarga en los gemelos o sientes molestias en la planta del pie, este video es para ti. Te indico algunos truquitos muy sencillos para cuidar de tus pies 😊




LIBERACIÓN MIOFASCIAL

Lo primero que realizaremos es un masaje de liberación miofascial. ¡Cuidado! La planta del pie es muy sensible, así que te recomiendo que utilices una pelota blandita, de goma, que ceda a la presión, para que no te moleste.


Aprieta ligeramente en la base de los metatarsos, de un lado a otro, y ve poco a poco hacia la parte posterior del pie.


Si sientes alguna tensión específica en alguna parte, puedes incidir un poco más. En ningún caso debe molestar este masaje. Buscamos aliviar cualquier molestia o tensión del arco plantar. Intentamos movilizar todas las estructuras del pie.


AUTO-MASAJE EN LA PLANTA DEL PIE

Si realmente quieres cuidar tus pies, es importante masajearlos con cierta frecuencia y movilizarlos. Realiza ligeras presiones con los pulgares de tus manos en la zona del arco plantar del pie. Busca puntos en esta zona media del pie con estas presiones.


Si hay alguna zona en el que sientes más alivio que en el resto, ¡disfrútalo! Aprovecha y sigue presionando con cariño en esa zona.


Ve conociendo tu pie y masajeando entre los dedos y los propios dedos. No te olvides de la zona del talón. Ve presionando poco a poco. Dedica 2-3 a masajear y estimular cada pie.


MOVILIDAD PASIVA PARA EL PIE

Fija una mano en tu pie, como si quisieras bloquearlo, y con la otra mano realiza pequeñas extensiones y flexiones de los dedos de los pies. Busca la amplitud del rango de movimiento de cada uno de los dedos de tus pies.


Es posible que algún dedo suene ligeramente. No te preocupes, es totalmente normal.




MOVILIDAD ACTIVA PARA EL PIE

Puedes realizar esta movilidad sentado o de pie. Deberíamos ser capaces de mover el dedo gordo del pie sin mover el resto de dedos. ¿Eres capaz de conseguirlo?


Esta es nuestra prioridad.


Después, lo ideal es poder mover el resto de dedos sin mover el pulgar. Esto puede resultar algo más difícil.


Esto depende mucho del control motor de esta zona. No te preocupes, la buena noticia es que puede mejorarse con trabajo.


Recuerda mimar tus pies para asegurar una buena estabilidad en CUALQUIER MOVIMIENTO. Realiza estos ejercicios con frecuencia, incluso antes de movilizar.





5 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo